¿Por qué mi SSD tiene menos capacidad después de clonarla?

Al clonar desde un disco duro más pequeño a una unidad de estado sólido más grande, puede suceder que las particiones de recuperación del sistema impidan que el software de clonación adapte correctamente el tamaño de su unidad C:. Si esto ocurre, tendrá una partición de recuperación que consume la gran parte del espacio de la unidad, como ilustra la siguiente captura de pantalla de Administración de discos. Por lo general, una partición de recuperación solo debe tener unos 10-15 GB. La partición de recuperación podría no estar siempre visible en Windows® Explorer, por lo que tendrá que acceder a Administración de discos para poder verla.

Ya que el software de clonación no ha podido modificar la partición de recuperación durante el proceso, no podrá acceder a Administración de discos y reducir el tamaño de la recuperación, así que amplíe la partición C: para que tenga un tamaño más apropiado. La partición de recuperación tendrá ciertos ajustes de permisos de seguridad, o algún servicio que esté usando la partición, lo que dificultará la modificación del espacio.

Tiene varias opciones para solucionar este problema. Una sería usar herramientas de gestión de particiones de terceros, que permiten ajustar manualmente el tamaño de la partición conforme lo prefiera. Algunas herramientas de partición de uso común son EaseUS™ Partition Master, AOMEI® Partition Assistant y Paragon® Partition Manager. Crucial no presta soporte para estas herramientas, así que deberá recursos online si necesita ayuda con el software. Tenga en cuenta que por lo general no podrá modificar las particiones de una unidad en la que actualmente se ejecute su SO, por lo que tendrá que crear versiones de arranque de este software.

Una opción alternativa es ir a Administración de discos (Panel de control/Herramientas de administrador/Administración de equipos/Almacenamiento/Administración de discos) y probar a eliminar la partición de recuperación, hacer clic con el botón derecho en la unidad clonada y usar la opción Extender volumen para recuperar espacio libre en la partición del SO. Para ello, lo mejor es arrancar desde el SO de su unidad antigua, ya que las opciones de ajuste de tamaño de Administración de discos suelen estar limitadas si se ajustan desde la unidad que se arranca. Si elimina la partición de recuperación, será su responsabilidad, en algunas situaciones muy puntuales, el SO puede vincularse a la partición de recuperación. Siempre que no haya borrado su antigua unidad Windows , podrá usarla como copia de seguridad en caso de que elimine Windows por accidente en la SSD. La partición de recuperación puede complementarse creando un disco de recuperación, o comprando uno al fabricante del sistema. Si la opción Eliminar está atenuada, quizá lo más aconsejable es volver a usar su antigua unidad, arrancarla e intentar eliminar la partición de recuperación en la SSD conectándola como unidad secundaria.

Una “pérdida” de espacio similar puede producirse si el software no realiza particiones, o no está configurado para hacerlo correctamente. Esto suele reflejarse como un bloque de “espacio sin asignar” tras la C: y las particiones de recuperación.

Por último, una instalación limpia del SO Windows eliminará las particiones de recuperación de fábrica y creará una unidad C: limpia que use todo el espacio disponible en el disco.

©2019 Micron Technology, Inc. Todos los derechos reservados. La información, los productos y las especificaciones están sujetos a cambios sin previo aviso. Ni Crucial ni Micron Technology, Inc. se responsabilizarán por las omisiones u errores que pueda haber en la tipografía o en las fotografías. Micron, el logotipo de Micron, Crucial y el logotipo de Crucial son marcas comerciales o marcas comerciales registradas de Micron Technology, Inc. Windows es una  marca comercial de Microsoft Corporation en Estados Unidos u otros países. EaseUS y Aomei son marcas comerciales registradas de CHENGDU Yiwo Tech Development Co.,Ltd en Estados Unidos u otros países. Todas las demás marcas comerciales y marcas de servicio son propiedad de sus respectivos dueños.